AP son las siglas de Associated Press, una organización fotográfica de prensa con unas normas muy estrictas como veremos a continuación. En la fotografía de prensa, el foto-periodismo, no esta bien visto el retoque digital de las imágenes, se suponen que las capturas de esos fotógrafos deben mostrar la realidad tal y como es y eso cierra de canto las puertas a la edición fotográfica. La verdad es que lo entiendo y lo comparto, es de los pocos caso en los que entiendo que el ordenador debe limitarse a corregir la exposición y los tonos, arañar algo de foco, etc pero sin modificar los elementos presentes en la captura original.

Pues bien, el caso es que el fotógrafo argentino Miguel Tovar, tomando unas fotos de unos niños jugando con una pelota, decidió que podía ser una buena imagen con algo de carga critica a la sociedad y así conseguir una imagen impactante y con mas mensaje que el simple de la imagen misma, con mas carga por así decirlo. El problema fue que a la hora de tomar las fotos, el sol no era de gran ayuda, pues la luz dura iba a arrojar sombras o producir un contraluz, opto por la primera opción y se coloco de forma que el sol estuviera a su espalda. Esta es la foto:

Bien tenemos el encuadre, luz de sobra (basta con ver la dureza de las siluetas de las sombras), ajusto la exposición para congelar el momento y que pasa, que al llegar a su ordenador, comprobó que tendría que haber usado mas “tele”, mas distancia focal pues su sombra quedaba arrojada en el suelo,justo a los pies de los chicos que pugnan por la pelota. Y aquí es donde empieza el lio, tampón de clonar o la herramienta que utilizase para realizar el retoque, y elimino su sombra, escogió la foto y la mando. Un chivatazo por parte de un editor de fotos, una posterior comprobación y efectivamente habían cogido con las “manos en la masa” al fotógrafo.

Y es aquí donde podemos empezar a hacer mil lecturas posibles del asunto, desde reflexionar sobre si tan mal hubiese estado dejar la silueta del propio fotógrafo como sombra (en mi opinión si pues las sombras son demasiado duras), desde pensar en que un buen retoque habría complicado percatarse y no habría habido tanto revuelo,etc.

En cualquier caso AP, rescindió el contrato, elimino las fotos y no volverá a trabajar con este fotógrafo. Quizás sea un poco duro, mas teniendo en cuenta que solo en algunos casos, este tipo de retoques son descubiertos. A mi modo de ver hoy en día hay gente tan buena en retoque digital, que muchas fotos uno ya no sabe que pensar, si son originales o no.

Pienso que si esta foto hubiese tenido un retoque profesional, probablemente habría pasado mas desapercibida, que si la foto tuviese la sombra del fotógrafo no valdría nada y que si hubiese utilizado una focal mas larga no estaría escribiendo esta palabras.

En prensa guste o no guste hay edición y no hablo de corregir curvas y mejorar foco, hablo de retoque, de eliminar y crear información a conveniencia de los medios y del uso que se le vaya a dar a la fotografía. No hace mucho hubo algo de revuelo por las fotos de las manifestaciones en relación a Democracia real ya, las marchas y algo de retoque que se realizo en un periódico para conseguir que hubiese menos gente de la que en realidad hubo.

Pero la idea es, en estos casos se han percatado porque el retoque esta realizado de forma errónea, brusca, sin cuidar los detalles pero y si estuviesen realizados con esmero, por profesionales no en fotografía sino en edición. Como podemos saber si una imagen es real o no, que garantías tenemos…..pocas, muy pocas… muchas fotos se han dado como veraces y reales cuando en realidad no lo son, el truco esta en hacerlo tan bien que no “pillen” y ahí es cuando vale todo. Se han retirado premios, se despiden fotógrafos, se crea mala reputación en prensa, etc… todo por no respetar el espíritu del foto-periodismo y encima no hacerlo, no tomarse la mínima molestia, de ya que voy a hacer trampas, al menos hacerlas bien….