Hay miles de métodos, para realzar la “fuerza” y calidad de nuestras fotos en el ámbito de los retratos, todos tienen sus pros y sus contras, en mi opinión lo mejor es no quedarse con un método concreto y siempre aplicarlo pues todas las fotos son diferentes, lo ideal es entender los diferentes procesos que nos pueden interesar para aplicarlos sin tener que seguir un tutorial o unos determinados pasos dictados por un tutorial.

Aun así, entiendo que a veces un pequeño flujo de trabajo a modo de tutorial muy básico nos puede servir en ocasiones y resultar útil por su extrema sencillez y rapidez y eso es lo que vamos a ver hoy, como mejorar un retrato con solo 2 capas, y apenas 8 clicks de raton.

1.- Abriremos nuestra foto y duplicaremos 2 veces la capa ( ctrl + j ).

2.- Ahora tenemos 3 capas, pues bien en la segunda colocamos como modo de fusión “trama” y en la primera modo “superponer”, la original que es la tercera la dejamos tal cual.

3.- Con la capa 2 mejoramos y aclaramos brillos y luz en general, con la capa 1 en modo superponer aumentamos y damos fuerza a los contrastes, lo que pasa es que muchas veces al haber aumentado el brillo y la luz y luego aplicarle contraste quemamos algunas zonas del rostro, vamos a arreglarlo en el siguiente paso.

4.- Añadimos una mascara de capa en la segunda capa, que tiene como modo de fusión “trama” y con un pincel negro vamos pintando para eliminar las zonas quemadas,obviamente aquí podemos tener mucho o poco trabajo dependiendo del objetivo y el resultado final que esperemos, recordar que se puede bajar la opacidad del pincel para reducir mas o menos el aumento de luz localizada.

5.- En general también podéis jugar con la opacidad de las capas, es una forma mas rápida pero no tan personalizable pues afectara a toda la capa y no solo a las zonas que nos interesen.